Che Ceviche!

No me da vergüenza reconocer que hasta el sábado pasado nunca había comido Ceviche. Si, alguno me estará juzgando en este preciso momento pensando: ¿Y esta se la da de foodie y nunca probó ceviche? No puedo refutar lo obvio, pero si les puedo decir que no me arrepiento, porque si había que esperar 30 años para probar el ceviche de Brad…entonces bien valió la espera!

Lo bueno de cuando se despierta inspirado para cocinar (creo que sueña con platos con los que después se obsesiona) es que sé con certeza que voy a comer como una reina!

Ceviche, que se puede decir del ceviche…fue glorioso. Tan fresco, tan liviano, tan simple, tan pero tan rico!! Un plato sofisticado por donde se lo mire, más aún si lo servimos como en este caso con una ensalada de lechuga, rúcula y palta…la más elegante y suntuosa de todas las frutas que se hacen pasar por verduras. Además, lo acompañamos con una buena rodaja de pan de campo recién horneado.


El nacimiento del ceviche

Para empezar necesitamos cualquier pescado blanco, nosotros elegimos  700 gramos de una linda merluza cortada en cubos de más o menos un centímetro (¡hagan su mejor esfuerzo!) Después, la mise en place: la gran puesta en escena donde desplegamos al elenco de este ceviche: 1 cebolla colorada grande cortada chiquita; 3 tomates cortados en cubos con piel pero sin semilla; 1 chili picante; jugo de 4 limas, 4 limones y una mandarina (detalle del cocinero para darle un toque dulce); ajo, sal, pimienta, pimienta de cayena, oregano y jenjibre a gusto. Para los que disfruten un poco de la comida fusión, prueben ponerle un poco de tikka masala.

  
Ceviche Spa: baño y masajes para la merluza

Después de mezclar todos los ingredientes en una fuente de vidrio -asegurense de no usar ningún recipiente reactivo como el metal- agreguenle el jugo por encima hasta casi cubrir el pescado. Lo que resta es dejarlo descansar una hora tapado en la heladera, volverlo a mezclar y después sí, no molestarlo más. Después del baño y los masajes hay que dejarlo tranquilito que se relaje como mínimo por tres horas, pero si lo dejan una noche será mucho mejor!

   

Lo mejor del Ceviche: al día siguiente está más rico!! 

Para los que todavía no probaron ceviche, y para los que aún habiéndolo probado nunca se animaron a prepararlo en casa, no hay más excusas!! Este fin de semana no se priven de preparar una cena glamorosa para disfrutar en pijama!!

Hasta la próxima!

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s